Noticias
  • Cláusula 5 ISO 9001

    ¿Cómo cumplir la cláusula 5 sobre liderazgo en la ISO 9001?

    Sin duda, uno de los aspectos más importantes a la hora de establecer un sistema de gestión de calidad es el de considerar la importancia del liderazgo. De hecho, la norma ISO más importante —la ISO 9001— establece un apartado exclusivo para definir las acciones de liderazgo. Así que hoy queremos explicar en qué consiste la cláusula 5 de la ISO 9001.

    Cualquier sistema de gestión de calidad basado en la norma ISO 9001 establece varios principios básicos: estudio del contexto, satisfacción del cliente, necesidades de partes interesadas o Grupos de Interés, establecimiento de objetivos, evaluación del desempeño… etc.

    Pero, podríamos decir que todas esas acciones, las cuales quedan definidas a través de los distintos epígrafes de la norma ISO 9001, pivotan alrededor de un principio básico: el liderazgo. De ahí, la importancia de esa cláusula 5 sobre liderazgo.

    La cláusula 5

    En definitiva, la cláusula 5 establece los mecanismos de la Alta Dirección para asumir el liderazgo de la implementación, mantenimiento del Sistema, así como de la asignación de recursos y de responsabilidades necesarias para alcanzar los objetivos.

    La cláusula 5 de la ISO 9001 establece los requisitos del liderazgo. Lo hace a través de diferentes apartados que son los que vamos a detallar a continuación:

    • Compromiso de la Alta Dirección

    Queda de manifiesto su importancia, pues este principio se detalla en el primer apartado de la mencionada cláusula 5. Como muchas veces hemos argumentado en este blog, la Alta Dirección es la que debe asumir el esfuerzo para conseguir la mejora continua. Siendo esta la única vía para que el resto de los trabajadores asuma su responsabilidad para conseguir la orientación hacia la calidad y la excelencia.

    • Comunicación

    De lo anterior se desprende que la Alta Dirección debe tener la capacidad para saber transmitir los valores y el entusiasmo que se fundamentan por la apuesta clara e inequívoca por la calidad y la eficiencia.

    Una comunicación fluida —tanto de forma interna (trabajadores) como externa (partes interesadas:  clientes, proveedores, accionistas, distribuidores, instituciones, público en general)— es la única forma de asegurar que los estándares de calidad son conocidos por todos los responsables del proceso productivo.

    • Orientación hacia el cliente

    Este apartado también resulta fundamental. Todas las acciones encaminadas a la consecución de la calidad, al fin y al cabo, están pensadas para la satisfacción del cliente, el cual tiene la capacidad de detectar como nuestra empresa ofrece ventajas competitivas que a la larga se traducirán en una mejora de la cifra de negocio y de la rentabilidad.

    • Responsabilidades

    La cláusula 5 sobre liderazgo también establece la necesidad de que se deban establecer responsabilidades con la consecuente asignación de roles.

    La Alta Dirección, en su objetivo de transmitir la orientación hacia la calidad en toda la Organización, debe fijar cuáles serán las personas encargadas de transmitir dichas instrucciones y cuáles serán las responsabilidades concretas de esos directores. Por supuesto, no debemos olvidar la importancia de la elección de los responsables de calidad y de la determinación de sus funciones.

    Software de gestión de calidad

    Como siempre, estos procesos se podrán realizar de forma más eficiente con la ayuda de un software de gestión de calidad como Q-bo.org, un software diseñado gracias a la experiencia en el sector del asesoramiento en temas de calidad.

    Nuestro software establece una serie de módulos personalizables que favorecen, entre otras cosas, la fluidez y la comunicación de los valores de calidad que la Alta Dirección necesita transmitir.

    • Ahorro de tiempo y costes en implantación y mantenimiento del sistema
    • Reducción de plazos para la obtención de la certificación
    • Análisis y control de los procesos del sistema
    • Realización sencilla de registros de calidad
    • Implantación rápida y fácil del ciclo de mejora continua
    • Simplificación documental
    • Planificación de tareas periódicas y comunicación mediante correo electrónico
    • Gestión de riesgos de la organización

    Si quieres más información sobre las ventajas de utilizar un software de gestión ponte en contacto con nosotros en el 968 23 20 36 o escríbenos un correo a info@q-bo.org

    Compartir

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *